viernes, 20 de septiembre de 2019

Un amigo para Frank

Familiar, entrañable y seguramente muy económica son los adjetivos que mejor definen este drama de ciencia ficción que si no fuera por su llamativo y talentoso reparto se podría emitir en la sobremesa de un fin de semana cualquiera sin que nadie se diera cuenta de su presencia. El problema es que se sitúa en una preocupante e indiferente zona de nadie que al menos no busca el drama ni la lágrima fácil, pero que tampoco te involucra ni te emociona. Al final no importa que te puedas llegar a creer la relación entre un ladrón anciano y un robot sin moral, son escasos argumentos para sostener una trama demasiado infantil para el tema tan trascendental que en realidad toca. 

Mi puntuación: 4/10



No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!