lunes, 13 de marzo de 2017

Star Trek: Insurrección

Los mismos errores que disminuían la calidad en las películas de la antigua tripulación se repiten en esta tercera entrega cinematográfica con el capitán Picard al frente. Empezando por un villano insustancial y una trama que apenas daría para un capítulo aceptable de la serie, y seguido de una puesta en escena excesivamente luminosa y artificial con decorados bastante pobres. Todo ello le da al conjunto un aspecto caricaturesco, que sirve para que la experiencia resulte fácilmente distendida pero dificultando que se pueda tomar tan en serio como su trascendental y existencial premisa merecería.

Mi puntuación: 5/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Muchas gracias por comentar!