jueves, 1 de septiembre de 2016

La espera

Retrasar lo inevitable para no enfrentarse a un terrible hecho; un tema cercano abordado de un modo ciertamente frío donde la puesta en escena y la plasticidad visual priman muchas veces por encima de los sentimientos de sus personajes. Aún así es inevitable que la dramática historia que se nos presenta remueva algo en nuestro interior, gracias al talento y la proximidad de sus dos actrices protagonistas que plasman a la perfección el enfrentamiento entre la inocencia y la madurez. Ciertos planos inertes innecesariamente alargados o algunos comportamientos nos pueden sacar de una película que puede aburrir a unos y maravillar a muchos otros.

Mi puntuación: 6/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!