miércoles, 15 de junio de 2016

Warcraft: El origen

Blizzard lanza la primera película de su celebérrimo juego, con el realizador Duncan Jones tras las cámaras, quien tras sus fantásticas Código fuente y Moon, está al servicio de las exigencias y de unos espectaculares efectos especiales. Precisamente las mejores partes son las que incluyen a los perfectamente diseñados orcos, cuya historia tiene fuerza y es realmente interesante, en contraposición a unos humanos con poco carácter cuyos actores resultan menos convincentes y expresivos que sus adversarios digitales. Sin ser fan del videojuego original, reconozco que el universo Warcraft está muy bien recreado, respetando nombres y algunas situaciones, que podrán sonar a chino y descolocar al espectador casual, pero que bien seguro encandilarán al jugador de toda la vida. 

Mi puntuación: 5/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!