viernes, 14 de febrero de 2014

Lo que queda del día

Debo decir que el cine romántico no es mi género predilecto, sobre todo por culpa de tantas comedias tontas o dramas lacrimosos. En esta película nos encontramos ante una magnífica excepción gracias a una historia de amor que no lo parece, en un contexto político y social bastante agitado, y que en ningún momento busca la lágrima fácil ni un final edulcorado. Con escenas tiernas y conmovedoras hubiera sido difícil conseguir un resultado tan positivo si no fuera por la calidad de la pareja protagonista, Anthony Hopkins y Emma Thompson, que demuestran los grandes actores que siempre han sido. Sin duda una de mis películas de amor favoritas.

Mi puntuación: 8/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!