viernes, 13 de diciembre de 2013

Sobran las palabras

Comedia romántica que trata sobre personas corrientes con problemas comunes y que intenta no caer en los tópicos del género al que pertenece, aunque en ocasiones no puede evitarlo. Con algunos diálogos bastante ocurrentes se va desinflando conforme se acerca al final, aunque aguanta el tipo gracias a la pareja protagonista, que a pesar de sus perfiles muy diferentes, tienen una sorprendente química en pantalla. Lo mejor de todo es poder disfrutar por última vez de un gran James Gandolfini que nos deleita con una de las interpretaciones más tiernas de su carrera.

Mi puntuación: 5/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!