lunes, 11 de enero de 2021

Déjate querer

Desafortunado intento de aportar un punto de originalidad al defenestrado subgénero de las comedias románticas que no levantan cabeza desde finales de los años noventa. Lo poco diferente que tiene respecto a otras producciones similares se desvanece a los quince minutos, convirtiéndose en el cúmulo de tópicos que la propia película pretende satirizar, con una pareja protagonista carente de química y cuya historia se desarrolla de manera precipitada, tediosa y mucho menos apasionada de lo que nos intentan vender. Por no hablar de cómo bordea los límites que separan el acoso del cortejo, algo peligroso en los tiempos que corren.

Mi puntuación: 3/10




No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!