viernes, 3 de abril de 2020

El Dorado

Cultivó prácticamente todos los géneros, desde el drama hasta la comedia, pasando por el bélico, policíaco, histórico, de aventuras, terror, aunque fue en el western donde alcanzaría las mayores cotas de excelencia. Y en "El Dorado", Howard Hawks insiste en el exitoso molde que inició con Río Bravo, posteriormente rematado en Río Lobo, y que pese a relevantes cambios argumentales y de casting -salvo el insustituible John Wayne- mantenía la estructura que tan bien le había funcionado. Porque los conceptos eran los mismos: el valor y la superación ante la adversidad, e incidiendo aún más si cabe en el humor socarrón y la fe en la amistad inquebrantable. En definitiva, una visión orgullosa y mitificadora del oeste norteamericano como alegoría de aquellos Estados Unidos en plena vertebración. En todo caso, cine en esencia y esencial.

Puntuación @tomgut65: 8/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!