martes, 1 de diciembre de 2015

Victoria

Una historia como la que nos cuenta esta película, ejecutada de otro modo no tendría demasiado interés, aunque al estar rodada en un único plano secuencia su valoración aumenta considerablemente, siendo todo un logro el estupendo resultado final. A esto hay que sumarle unas apasionadas actuaciones, destacando por encima del resto a Laia Costa, quien plasma a las mil maravillas la evolución de su fascinante personaje. Que su duración nos os eche para atrás, no estamos ante un mero lucimiento de técnica fílmica, también es un vibrante thriller que al principio juega al despiste, pero cuando arranca no tiene freno.

Mi puntuación: 7/10


2 comentarios:

  1. Viendo las críticas me están entrando ganas de verla. Tiene pinta de ser de las que enganchan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, yo la vi con reparos pero al final me acabó convenciendo, y más si la ves en plan, "¿como han podido hacer esto en un sólo plano secuencia?" Sólo eso ya vale su peso en oro.

      Eliminar

¡Muchas gracias por comentar!