jueves, 25 de enero de 2018

El instante más oscuro

Un irreconocible Gary Oldman interpreta a Winston Churchill durante las dos primeras semanas de su investidura como primer ministro británico con la sombra de Hitler acechando y sus compatriotas políticos juzgando sus movimientos. Un momento y personaje histórico, caracterizado en cine y televisión decenas de veces por multitud de actores, y que Oldman hace suyo gracias a su habitual talento actoral y a una excelente y sorprendente labor de maquillaje. A diferencia de otras películas que tratan el mismo tema de manera más formal, ésta consigue ir más allá transmitiendo la epicidad de los acontecimientos no solamente mediante las palabras, sino también de la imágenes gracias a una puesta en escena tenebrosa que se permite el lujo de usar el slow motion en ciertos momentos. El guión no nos va a descubrir nada que no sepamos, pero aún así consigue poner los pelos de punta en un par de ocasiones, sobre todo en su intenso final.

Mi puntuación: 6/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!