jueves, 20 de diciembre de 2018

Sobre ruedas

Jocelyn es un mentiroso compulsivo, y no duda en hacerse pasar por parapléjico para ligar con su vecina. Con un protagonista así de antipático, es sorprendente que esta película resulte tan entretenida, y que deje tan buen sabor de boca, Y es que la mejor baza de la película es Alexandra Lamy, que da vida a un personaje inteligente, encantador e ingenioso, y que con su belleza, fotogenia y personalidad enamora tanto a Jocelyn como a los espectadores, robando todas las escenas en las que aparece. A pesar de ser un tema que puede considerarse delicado, la película consigue divertir sin molestar a nadie, ni tirar de las trampas de la compasión o la condescendía. Sin ser un producto memorable, consigue que el espectador pase un buen rato, y eso es, al cabo, lo que persigue.

Puntuación @cineEnCines: 6/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!