jueves, 30 de agosto de 2018

La novia del desierto

Teresa, una empleada de hogar, pierde sus pertenencias, que caben todas en un bolso, y recurre a un vendedor ambulante para recuperarlas. El interés de la película no está en esta anécdota, mínima por cierto, sino en la forma en que se definen sus personajes, y la interacción entre ellos. Callada, seria, desamparada, Teresa es un personaje difícil con el que Paulina García hace un excelente trabajo, mostrando casi exclusivamente con su gestos, miradas y expresión corporal. cómo esta mujer apocada va evolucionado y desarrollándose a lo largo de la película, gracias a su encuentro con "El Gringo", un encantador e inquietante Claudio Rissi. Grandes interpretaciones para una historia pequeña que termina importándonos mucho.

Puntuación @cineEnCines: 7/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!