viernes, 19 de enero de 2018

Zama

La película narra la larga espera de Don Diego de Zama para ser trasladado, y de su frustración y deseos insatisfechos. La ambientación está hecha con esmero, con atención minuciosa a los detalles, al igual que la composición de las imágenes, siempre plagadas de símbolos y de gran belleza en ocasiones, subrayando la soledad del personaje, y la aridez de su existencia. A esto se añade que la acción es escasa y el ambiente opresivo e incómodo, y todo crea un marco triste para la historia de un hombre atormentado. Esta aridez termina resultando excesiva, y hace difícil mantener un interés por una historia en la que no sucede casi nada. A destacar Lola Dueñas, que en pocos minutos crea un personaje atractivo del que nos gustaría saber más.

Puntuación @cineEnCines: 5/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!